5 marzo, 2024

Israel desembarca en el negocio del litio de la Argentina: el acuerdo que Milei cerró con una multinacional

La empresa tecnológica israelí XtraLit invertirá US$ 104 millones en el país

El Presidente Javier Milei cerró un acuerdo con una empresa tecnológica israelí que invertirá US$104 millones en la Argentina para la explotación de litio. 

El anuncio se da luego de una reunión de los dueños de XtraLit con la canciller, Diana Mondino, quien acompaña al mandatario en su gira internacional por Israel, Italia y el Vaticano.

XtraLit es una compañía israelí fundada en 2021 que se dedica a desarrollo de la tecnología para la extracción directa de litio y se convirtió en la primera empresa israelí que se mete en el mercado de litio del país. Australia, China, Canadá y Estados Unidos son las otras potencias que dominan el negocio del mineral.

Otro de las metas de la multinacional del Estado Judío es abrir un laboratorio de investigación. Simon Litsyn, cofundador y CEO de XtraLit, manifestó en la reunión con la delegación local: «La combinación del gran potencial argentino con los resultados excepcionales que nuestra tecnología ha demostrado en salares de relativamente baja concentración en las provincias de Salta y Catamarca, nos ha impulsado a invertir nuestra tecnología y capital en el país», dijo.

La Argentina, junto a Chile y Bolivia, forma parte del denominado “triángulo del litio”, un área que incluye el Desierto de Atacama (Chile) y a los salares del Hombre Muerto (Argentina) y Uyuni (Bolivia), entre otros. La zona comprende casi dos tercios de todo el litio disponible en el planeta. 

Además, hay al menos tres plantas de tratamiento de litio. Por ejemplo, Salar de Oroz, de la empresa Sales de Jujuy.  cuyo principal accionista era Allkem (ahora Arcadium Lithium) en sociedad con la compañía provincial Minería Sociedad del Estado (Jemse).

Otra es el Salar del Hombre Muerto, que era de Livent (ahora Arcadium Lithium), en Catamarca. Y la tercera es Cauchari-Olaroz, en Jujuy, de la minera Exar, que es una compañía argentina cuyos accionistas son la canadiense Lithium Americas Corp (LAC) y la china Ganfeng Lithium.

El plan de inversión de la multinacional israelí tiene el objetivo de extender aún más la explotación del recurso estratégico, fundamental para la fabricación de baterías para los celulares. (NA)